Piden la renuncia de Soledad Acuña 

piden-la-renuncia-de-soledad-acuna 

A pesar del rechazo generalizado de docentes, sindicatos, estudiantes, legisladores y funcionarios del Gobierno Nacional, Juntos por el Cambio decidió proteger a la ministra de Educación Porteña, Soledad Acuña, tras sus agresivos dichos en contra de los docentes. No hubo declaraciones públicas al respecto ni muestras de arrepentimiento por parte del gobierno porteño, y desde la Legislatura –con la mayoría automática de JpC–, rechazaron el pedido de interpelación que los diputados del Frente de Todos enviaron para que la ministra diera explicaciones ante el recinto. El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, marcó la posición del Ejecutivo nacional: «quiero que quede claro cuál es nuestra opinión sobre los docentes de nuestro país, y es bien distinta a lo que se ha dicho», afirmó en referencia a las declaraciones de Acuña. «Nosotros reivindicamos la tarea que diariamente hacen los docentes», y «los esfuerzos que realizaron para adaptarse a las clases virtuales», agregó. 

Desde Juntos por el Cambio no hay una mirada crítica acerca los exabruptos de la ministra. Más bien están evaluando estratégicamente cuál es la mejor salida discursiva. El silencio es, hasta ahora, la única respuesta del oficialismo porteño cara a la sociedad, tanto de la ministra, como del Jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta. Según trascendidos, durante una reunión de referentes de JpC, Acuña expresó que «si tengo que pedir perdón, pido perdón», como si se tratara de una obligación, antes que de una reflexión genuina. Fuentes del Gobierno de la Ciudad, en tanto, dijeron a este diario que las frases agraviantes de Acuña forman parte «más o menos lo que ella suele decir», pero que «hubo algunas palabras de más y tal vez tendría que salir a aclarar algunas cosas«. Otro funcionario del GCBA la comparó con el ministro porteño de Salud, Fernán Quiros: según él, tuvo una gran exposición mediática durante todo el año y aún así «nunca se mandó ninguna como esta».

Organismos de derechos humanos (Abuelas de Plaza de Mayo, Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas, H.I.J.O.S. Capital y Asamblea Permanente por los Derechos Humanos, entre otros) repudiaron el martes los dichos de la ministra en un comunicado. Los sindicatos, que también fueron duramente atacados, están tomando diferentes medidas. Este miércoles Ademys realizó un paro y clases públicas frente al Ministerio de Educación porteño para pedir la renuncia de Acuña. Desde UTE denunciaron a la funcionaria ante el INADI por sus «declaraciones discriminatorias»

«Sus dichos fueron una ofensa, un destrato total a la docencia y además tuvieron un carácter completamente persecutorio. Consideramos que siendo la cabeza del Ministerio y nuestra autoridad máxima no puede seguir ocupando ese lugar», dijo a este diario la Secretaria General de Ademys, Mariana Scayola

Además, tanto Ademys, como UTE están llevando a cabo una campaña en las redes sociales con pronunciamientos en contra de los dichos de la ministra y fotos de docentes de todo el país bajo el hashtag #OrgullosamenteDocente. «Acuña no solo ofendió a los docentes de la Ciudad, sino a los docentes de toda Argentina», aseguró Scayola, y adelantó que la semana que viene, al cumplirse un año del rechazo al proyecto de la UniCABA, también realizarán movilizaciones para «defender a los institutos docentes, que fueron bastardeados por la ministra».

El legislador porteño del FdT, Santiago Roberto, forma parte de la comisión de Educación y fue uno de los firmantes del pedido de interpelación que fue rechazado por no contar con el apoyo suficiente en el recinto controlado por JpC. En diálogo con Página/12, Roberto subrayó que «no esperamos que la ministra asista porque no tenemos los 31 votos necesarios, pero seguiremos insistiendo. Acuña no sólo no brinda explicaciones a los diputados, tampoco habla con los docentes, con los padres, ni con nadie de la comunidad educativa». Además, el legislador destacó que, más allá de la importancia de que asista para dar explicaciones por sus dichos, «queremos que venga porque hay muchas cuestiones que necesitamos debatir. Queremos explicaciones sobre UniCABA, sobre el proyecto educativo del año que viene, que seguramente será a la baja, y de cómo será la presencialidad en las aulas».

Además, el legislador destacó que «es triste y asusta, pero los dichos de la ministra son muy similares a lo que se decían durante la última dictadura militar: estar atentos al vocabulario de los docentes, denunciarlos, dejar las puertas abiertas para vigilar. Esto tiene que ver con la postura de todo el Gobierno porteño, pero lo que mas enoja es que fue gracias al esfuerzo de los docentes que se ha sostenido la educación durante la pandemia».

Con respecto al pedido de interpelación, la legisladora y vicepresidenta de la comisión de Educación, Lorena Pokoik, indicó a Página/12 que «debido a la negación absoluta por parte de la ministra de querer conversar, dialogar o retractarse, este miércoles hemos presentado dos proyectos, uno de resolución y uno de declaración y repudio. Ambos fueron firmados por los 17 legisladores de nuestro bloque. Ningún legislador de otro partido quiso acompañar, y por más que sabemos que será rechazado, este jueves volveremos a insistir sobre tablas porque creemos que es fundamental que Acuña de explicaciones sobre lo que dijo”.

«Las declaraciones son de extrema gravedad y, además de estigmatizar y denigrar a todos aquellos que eligen la carrera docente, en este caso Acuña ha cruzado una línea, que es la democrática. Esto supera las diferencias partidarias y tiene que ser ampliamente repudiado», resaltó Pokoik. Además, se dirigió al jefe de Gobierno porteño: “hay que reconocer que, por primera vez desde que asumió como ministra, hizo una declaración sincera, pero cruzó un límite y por eso pedimos a Larreta que considere pedirle la renuncia”, afirmó.



Fuente: Pagina12

Etiquetas: